Gorila

gorilaTipo: Vertebrados
Clase: Mamíferos
Orden: Primates
Familia: Simios Antromorfos

Foto cedida por Fernando Lison
Características
Longitud: Entre 1,25 y 1,75 m, aunque puede alcanzar los 2 m.
Peso: Entre 170 y 250 kg.
Longevidad: Hasta 40 años.

Descripción
El Gorila es natural de la zona ecuatorial del continente africano, habitando en diferentes altitudes que varían desde el nivel del mar hasta las zonas altas de montaña, siendo los gorilas de montaña, por lo general, de color más oscuro que los que habitan las llanuras, que suelen tener el pelaje un poco más rojizo.
Son animales muy corpulentos (las hembras menos que los machos) que pueden llegar a medir hasta 2 metros de altura y que están dotados de una poderosa mandíbula con unos caninos que nada tienen que envidiar a los de los carnívoros. Sin embargo, a pesar de su aspecto feroz, es un animal muy pacífico que sólo ataca como último recurso y en defensa propia.
Son animales exclusivamente vegetarianos, siendo su alimento preferido las hojas y las frutas y tienen hábitos diurnos y terrestres. Pasan la mayor parte del tiempo en el suelo comiendo y descansando y al atardecer se preparan encima de las ramas más bajas de un árbol una especie de nido donde pasar la noche.
Aunque es posible encontrar algunos machos viviendo en solitario, generalmente los gorilas se organizan en grupos de cinco a quince individuos que están formados por un macho dominante y en ocasiones uno o dos machos adultos subordinados, una o varias hembras y sus hijos. Es habitual que unos grupos penetren en el territorio de otros sin que existan problemas.
En cuanto a la reproducción, las hembras paren una cría en cada embarazo tras un período de gestación de unos ocho meses (unos 250 días), siendo habitual que den a luz cada cinco o seis años. Son capaces de procrear durante todo el año y no existe ninguna época especial de reproducción. Las crías, al nacer, pesan unos dos kilogramos y reciben cuidados y protección tanto del padre como de la madre. Las hembras no alcanzan la madurez hasta los 7 u 8 años y los machos hasta los 12 años.

Imprimir Imprimir

Foca

focas

Tipo: Vertebrados
Clase: Mamíferos
Orden: Pinnípedos
Familia: Fócidos

Foto: www.fondoimagenes.com
Características
Peso: Hasta 100 kg.
Longitud: entre 1,5 y 3 metros.

Descripción
La foca vive en mares fríos y templados, excepto la foca “de vientre blanco” o foca “monje” que vive en aguas subtropicales.
Es carnívora, se alimenta de peces, calamares y moluscos. Tiene la cabeza pequeña, hocico con largos pelos a modo de bigotes, orejas reducidas prácticamente a simples orificios y cola y patas cortas, con una membrana uniendo los dedos.
Es una excelente nadadora : Puede permanecer bajo el agua entre 10 y 15 minutos y alcanzar profundidades de hasta 60 metros.
Viven en grupos en costas poco transitadas.
En invierno suelen permanecer durante mucho tiempo bajo la capa de hielo que cubre las aguas, abriendo pequeños agujeros para poder salir a respirar. Su peor enemigo, el oso polar, suele estar esperando ese momento para atacarla. Sus otros enemigos son el tiburón, el cachalote y como siempre el hombre. Los esquimales cazan a las focas para cubrir sus necesidades, pues de ellas obtienen alimento, grasa ,pieles, e incluso huesos con los que fabrican utensilios.
Las crías nacen al comienzo del verano. El cuerpo de la cría está cubierto por una especie de capa blanca. Después de 5 o 6 meses de juegos naúticos, las crías están listas para seguir a los adultos y comenzar su vida acuática. A los tres años alcanzan la madurez y su pelaje, espeso y corto, se vuelve de color gris.

Imprimir Imprimir

Elefante

elefanteTipo: Vertebrados
Clase: Mamíferos
Orden: Proboscídeos
Familia: Elefántidos
Foto: www.fondoimagenes.com
Características
Altura: El Africano alrededor de 3,5 metros y el Asiático alrededor de 2 metros.
Peso: El Africano hasta 7 toneladas y el Asiático hasta 4 toneladas.
Longevidad: El Africano alrededor de 55 años y el Asiático alrededor de 70 años.

Descripción
Los elefantes son los mamíferos terrestres más grandes del planeta. Su cuerpo es de color grisáceo y casi no presenta pelo. Poseen unas grandes orejas y una larga trompa que utilizan para oler, comer, comunicarse, manipular objetos y absorber agua para bañarse o para beber.
Andan de un modo peculiar, como arrastrando los pies y con las patas rígidas y tanto los machos como las hembras tienen largos colmillos formados por el segundo par de incisivos superiores. Estos colmillos van creciendo durante toda la vida del animal siendo, por tanto, más largos en los individuos más viejos.
Su sentido del olfato y el oído está muy desarrollado.
Es un animal de carácter apacible, que ataca únicamente cuando se siente en peligro, y que vive en manadas compuestas por varias familias, generalmente guiadas por una hembra anciana.
Son animales herbívoros cuya dieta se compone de hierba, retoños, brotes, corteza de los árboles, hojas, raíces, frutas , vegetales, e incluso a veces pequeños arbustos enteros, y que necesitan comer cerca de 150 Kg. diarios, por lo que consumen pronto la vegetación de la zona en la que se encuentran y necesitan trasladarse a otras zonas en busca de alimento.
Son excelentes nadadores y les gusta mucho darse baños y duchas con la ayuda de su trompa, no solo por diversión, sino por necesidad, ya que no tienen glándulas sudoríporas y no puede transpirar, estando obligado a mojarse constantemente para evitar que su piel se agriete.
La persecución a la que se ha visto sometido por la caza furtiva debido al valor del marfil de sus colmillos en el mercado ilegal y la pérdida de su hábitat natural ha provocado que se encuentren en peligro de extinción.
Las hembras, después de un periodo de gestación que dura de 17 a 25 meses, paren una sola cría que pesa al nacer unos 100 Kg y mide alrededor de un metro. Desde su nacimiento, el elefantito será protegido y cuidado por todos los miembros de la manada, que le dedicarán largos años de educación. Hasta que no cumpla los 18 años no será considerado como un adulto.
Existen dos tipos de elefante: El Africano y el Asiático. Los elefantes africanos tienen las orejas mucho más largas que los indios y son bastante más grandes. Sus frentes también son distintas, el asiático la tiene cóncava presentando una pequeña hendidura mientras que el africano la tiene convexa presentando un pequeño abultamiento. Además, el Elefante Africano es mucho más difícil de amaestrar que el Elefante Asiático, por lo que es el Asiático el que suele aparecer en los circos y otros espectáculos.
Exite la creencia popular de que los elefantes tienen miedo a los ratones. Esto es debido a que estos animales tienen los ojos a los lados de la cabeza en lugar de tenerlos orientados hacia delante, lo que provoca que no puedan distinguir con claridad los objetos pequeños que tienen delante, poniéndose un poco nerviosos cuando una cosa pequeña se mueve delante de ellos.

Imprimir Imprimir